Wednesday, November 7, 2012

ELECCIONES EE.UU.

ELECCIONES EE.UU.
Crisis, guerras o escándalos no han impedido que, a los largo de la historia, 16 de los 44 presidentes de Estados Unidos ganaran sus segundas elecciones
ISRAEL VIANA ISRA_VIANA / MADRID
Día 08/11/2012 - 02.24h





A pesar de las recientes guerras, las crisis económicas y los escándalos políticos, en los últimos años, la tendencia ha sido que los presidentes de Estados Unidos sean reelegidos y ocupen la Casa Blanca durante ocho años. Le ha ocurrido a Obama, a pesar de los más de 16 billones de dólares de deuda acumulados por su administración y los millones de empleos destruidos. Sin embargo, a lo largo de la historia son más los inquilinos de la Casa Blanca que sólo han conseguido ganar unas elecciones.

Obama ha sido reelegido a pesar de los 16 billones de dólares de deuda

En concreto, son 28 los que no superaron su reválida en las elecciones o incluso no llegaron a terminar su primer y único mandato, con casos tan sorprendentes como los de Zachary Taylor, que gobernó el país un año y medio (marzo de 1849-julio de 1850), James Abram Garfield, seis meses (entre marzo y septiembre de 1881) o William Henry Harrison, tan sólo un mes (en marzo de 1841).

Desde Thomas Jefferson, en 1801, hasta Obama, son 16 los presidentes que consiguieron ganar sus segundas elecciones.

Jefferson
1.- Thomas Jefferson (1801-1809): fue el tercer presidente de los Estados Unidos y uno de los considerados «padres fundadores de la nación». Algunas de las decisiones que le valieron su reelección durante la primera legislatura fueron la supresión de muchos impuestos federales, su fomento de los ingresos aduaneros, el establecimiento de la Academia Militar de West Point (1802) y la victoria en la Guerra de Trípoli (1801-1805), la primera significativa que Estados Unidos libró en el exterior. Pero su decisión más importante fue la compra de Luisiana, con la que duplicó el tamaño del territorio.

Madison
2.- James Madison (1809-1917): apodado como «el padre de la Constitución», fue el único presidente de la historia que tuvo que huir de la Casa Blanca por el ataque de tropas enemigas, en este caso, las inglesas, que llegaron a incendiar la residencia presidencial en la guerra que mantuvieron entre 1812 y 1815. Aunque el ejército americano sufrió fuertes derrotas al principio, los estadounidenses le escogieron para un segundo mandato. Poco después, la humillación para Madison y su Gobierno fue insuperable, hasta el punto de que el presidente fue acusado de cobarde por no estar en la Casa Blanca durante el asalto inglés.

Monroe
3.- James Monroe (1817-1825): ya durante su primer mandato comenzó a apaciguar las tensiones políticas entre federalistas y republicanos, y logró incorporar nuevos estados en el oeste, además de Florida, lo que probablemente le mereció la confianza de los estadounidenses para gobernar otros cuatro años.

Jackson
4.- Andrew Jackson (1829-1837): al séptimo presidente de Estado Unidos, el primero de origen humilde y nacido en el sur, se le reconoce el papel de defensor del hombre corriente y trabajador. Más de 20.000 personas le acompañaron en su victoria, permitiendo que estos, ante la mirada de una élite política horrorizada, entraran en la Casa Blanca y causaran destrozos en el mobiliario. Pero fue precisamente este populismo el que le valió la reelección al primer presidente demócrata, con el 54,23% de los votos. Aquella segunda campaña electoral giró en torno a la polémica por el Segundo Banco de los Estados Unidos, al que Jackson se negaba a renovarle la concesión del poder federal. Una polémica que el presidente logró presentar como un enfrentamiento entre los intereses de la élite y los del pueblo llano.

Grant
5.- Hiram Ulysses Grant (1869-1877): más de 40 años tuvieron que pasar para que un presidente fuera reelegido. Había ganado la primera vez, con 46 años, con 300.000 votos de ventaja, convirtiéndose en el presidente más joven de Estados Unidos. Fue reelegido en 1872 para un segundo mandato marcado por la crisis económica y unas altas cotas de impopularidad, a causa, entre otras cosas, de los casos de corrupción descubiertos en su gabinete y dentro de su familia, ambos relacionados con la construcción del ferrocarril.

AP
Grover Cleveland
6.- Grover Cleveland (1885-1889 y 1893-1897): con su reelección se convirtió en el único presidente del país en tener dos mandatos no consecutivos. Los objetivos de aquella segunda campaña fueron reducir las tarifas proteccionistas y detener la descontrolada producción de monedas de plata, pero entre 1893 y 1897, recibió fuertes críticas a causa de la grave crisis económica y la pérdida del control del partido demócrata. Sin embargo, sus seguidores siempre admiraron su honestidad, la independencia de criterio y su adherencia a los principios del liberalismo.

ABC
T. Roosevelt
7.- Theodore Roosevelt (1901-1909): es uno de los presidentes más famosos de la historia, a causa de su gran liderazgo dentro del movimiento progresista y de su personalidad de «cowboy», además de por sus logros. Un año después de su reelección, en 1906, incluso se le otorgó el premio Nobel de la Paz por su mediación en el fin de la guerra entre Rusia y Japón. Durante su primer mandato se retiraron las tropas de Cuba e impulsó la construcción del Canal de Panamá, entre otras cosas. Medidas que le valieron para ganar sus segundas elecciones.

ABC
Wilson
8.- Woodrow Wilson (1913-1921): fue el presidente de la Primera Guerra Mundial y durante su primer mandato llevó a cabo una política exterior intervencionista en Iberoamérica, creó el servició militar obligatorio y implementó importantes políticas sociales, tales como el establecimiento de la jornada laboral de 8 horas o la inserción de la minoría judía en la vida política. Tras su reelección en 1917, abandonó la neutralidad en la gran guerra y entró en la «Triple Entente», inclinando la victoria hacia este lado.

ABC
Coolidge
9.- Calvin Coolidge (1923-1929): le tocó presidir Estados Unidos los años previos al gran crack del 29, preservando los viejos preceptos morales y económicos, en medio de la riqueza material que gozaban muchos estadounidenses. Además, fomentó el aislacionismo exterior y se negó a subir los impuestos para preservar el crecimiento económico experimentado por los estadounidenses en los «felices años veinte», lo que sin duda le ayudaría en su reelección (sólo gravó el 2% sobre la renta). Sin embargo, rechazó usar el poder federal para mejorar la condición de agricultores y algunas industrias.

F. Roosevelt
10.- Franklin Delano Roosevelt (1933-1945): fue el único presidente que ganó cuatro elecciones presidenciales y, por lo tanto, el más longevo de la historia de Estados Unidos. Su primera campaña fue un éxito rotundo, postulándose nuevamente en 1936, 1940 y 1944, que ganó con relativa facilidad. Puede que este éxito se debiera a su política económica del «New Deal» durante sus primeros años de gobierno, que consistió en estimular el gasto público, invirtiendo en todo tipo de obras públicas, como hidroeléctricas, carreteras o escuelas. El país se modernizó significativamente con este presidente demócrata.

ABC
Eisenhower
11.- Dwight D. Eisenhower (1953-1961): el primer presidente en visitar España llegó a la Casa Blanca con la promesa de poner fin a la corrupción de la clase política, el comunismo y la Guerra de Corea. Una vez en el poder, destacó por su disminución de la segregación racial y el enorme desarrollo de las autopistas, así como por el uso disuasivo de las armas nucleares durante la Guerra Fría o la intervención en cualquier conflicto del mundo en el que observara la influencia de la URSS. En su reelección obtuvo el 57,4% de los votos, más de dos puntos por encima de lo obtenido en sus primeros comicios.

ABC
Nixon
12.- Richard Nixon (1969-1974): el presidente al que tumbo el caso Watergate logró su reelección antes de que se destapara el escándalo de las escuchas ilegales. En la primera intervención tras ganar sus primeras elecciones realizó unos de los discursos más famosos de la historia, el conocido como «Mayoría Silenciosa», en el que intentó unir a los estadounidenses para resolver la crisis ocasionada por la Guerra de Vietnam. Tal fue el nivel de popularidad alcanzado con la retirada gradual de las tropas, que su reelección fue fácil. Obtuvo nada menos que el 60,67% de los votos. Fue una de las victorias electorales más aplastantes de la historia de Estados Unidos, que sólo pudo disfrutar dos años.

SYGMA
Reagan
13.- Ronald Reagan (1981-1989): el antiguo actor llegó a la Casa Blanca con el 50,75% de los votos, que consiguió ampliar hasta el 58,77% en su reelección de 1985. Sus mandatos estuvieron marcados por las osadas iniciativas económicas que acometió, y que se conocieron bajo el nombre de «reaganomics». Estas se centraron en la desregularización del sistema financiero y las rebajas substanciales de impuestos en 1981. Mientras, la segunda legislatura estuvo marcada por asuntos internacionales como el final de la Guerra Fría o el bombardeo de Libia.

ABC
Clinton
14.- Bill Clinton (1993-2001): fue el tercer presidente más joven de la historia, tras vencer a George Bush padre con el 43,01% de los votos. Un porcentaje que amplió hasta el 49,23% en la reelección de 1996 frente a Bob Dole. Al final de sus dos candidaturas, Clinton y su Gobierno dejaron la economía del país con un superávit de 559.000 millones de dólares. Pero al margen de los logros, su segundo mandato se vio ampliamente afectado por la extensa cobertura que los medios realizaron de los escándalos sexuales del presidente con la becaria de la Casa Blanca Monica Lewinsky. Y aún así, al final de su segunda legislatura logró una aprobación de su gestión del 66%, la más alta para un presidente de Estados Unidos desde la Segunda Guerra Mundial.

AP
George W. Bush
15.- George W. Bush (2001-2009): algunos medios le han calificado como uno de los peores presidentes de la historia de Estados Unidos. A pesar de las fuertes críticas recibidas a nivel mundial por su intervención en Irak y Afganistán, el líder republicano logró la reelección con el 50,7% de los votos frente a John Kerry, en unos polémicos comicios a causa del voto electrónico, que acabaron con la intervención de la Corte Suprema. Al final del su mandato, los índices de popularidad que alcanzó fueron muy bajos en Estados Unidos y el mundo entero, sobre todo a causa de los costes económicos y en vidas humanas que acarrearon su política de seguridad y su famosa «guerra contra el terror», que marcaron toda su carrera presidencial tras los atentados contra las Torres Gemelas de Nueva York.

REUTERS
Obama
16.- Barack Obama (2009-actualidad): el primer presidente afroamericano de la historia ha logrado su reelección con un voto popular muy igualado entre los dos candidatos, confirmando la gran polarización anunciada por las encuestas. El republicano Mitt Romney fue por delante toda la noche en el voto global y sólo al final quedó por detrás, con un reparto casi al 50%, que hace a Obama merecedor de entrar el club de los presidentes que ganan dos o más elecciones. Las graves consecuencias de la crisis económica de su primer mandato –16 billones de dólares de deuda acumulados y millones de empleos destruidos– no han resultado decisivas.

Fuente: